miércoles, enero 26, 2022

Empresarios de Jesús María se solidarizan con migrantes que buscan su visa humanitaria


Por: María Miranda Franco


Jesús Antonio Malla López, es un empresario jesusmariense que está prestando un establecimiento que fungía como restaurante-bar, como refugio para los migrantes que llegan de Guatemala, Brasil, Nicaragua, Honduras y Costa Rica, entre otros países, que justamente se encuentra frente al Instituto Nacional de Migración, en donde todos los días hay gente formada desde las 4 de la mañana para solicitar su visa humanitaria.


Pero él no es el único empresario que le está tendiendo la mano a esta población, pues hay otros que lo están haciendo con oportunidades laborales.


“Los centroamericanos tienen más facilidad para obtener trabajo de día y de noche. Ha llegado mucho migrante, se les ha dado la oportunidad a los empresarios de Jesús María, han dado trabajo a muchos, como la Cremería la Pastora está trabajando con muchos de los migrantes, las mueblerías están contratando migrantes, la comunidad de Corral de Barrancos ha prestado espacios para casas, pero duermen en cocheras; para construcción y costura también están contratando, ganan bien porque en la construcción están cobrando por destajo”.


También se han llevado migrantes a trabajar a Cosío y Calvillo, incluso la diputada federal Salma Luévano consiguió trabajo en Tijuana para algunos de ellos.


“En la mañana se fueron gente a Tijuana, gracias a una diputada federal que hizo la promoción para conseguirles empleo, Salma Luévano; ha estado apoyando, es la que más ha estado viniendo, hasta tres o cuatro veces a la semana viene su gente a traerles apoyo y ella ha estado muy al pendiente de ellos”.


Actualmente, en este albergue viven 78 migrantes; en diciembre de 2021 llegaron a ser hasta 120 personas.