martes, febrero 02, 2021

Publica IEA Código de Conducta para Trabajadores de la Educación


Con el objetivo de promover acciones que fortalezcan la transparencia, rendición de cuentas, legalidad y el combate a la corrupción, que deben regir en el servicio público, el Código de Conducta del Instituto de Educación de Aguascalientes (IEA) fue publicado en el Periódico Oficial del Estado de Aguascalientes, así como en la página de internet www.iea.gob.mx.


Al informar lo anterior, el maestro Raúl Silva Perezchica, director general del IEA, señaló que con dicho instrumento la dependencia contribuye a garantizar a las y los usuarios del sistema educativo un servicio responsable y comprometido por parte del personal de la dependencia, además promueve un ambiente laboral respetuoso de la ética y dignidad.


Asimismo el Código de conducta del IEA impulsa el desarrollo integral de la dependencia, con una administración pública cercana, eficiente y de calidad, a fin de favorecer la mejora del logro educativo de las y los estudiantes.


De manera sencilla y clara, el código permite orientar a las y los servidores públicos del IEA  en su actuar con apego a los principios, valores y reglas  de integridad previstos en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, Constitución Política del Estado de Aguascalientes, Ley General de Responsabilidades Administrativas, Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de  Aguascalientes, así como el Código de Ética del IEA, afirmó Silva Perezchica.


Detalló que dicho documento  contiene un decálogo de reglas de conducta, entre las cuales destacan que las y los servidores públicos deben ejercer  sus atribuciones,  facultades  y  obligaciones  que  les otorga  la  ley,  con  honestidad,   cooperación y  austeridad. Además, deben conducirse con respeto,  imparcialidad y  apego  a  la  ley,  justificando  de  manera transparente  sus  decisiones  y  acciones al participar en procedimientos propios de la dependencia.


En ese sentido, Silva Perezchica hizo una invitación a las y los trabajadores de la educación para que se desempeñen con estricto apego al Código de Conducta,  a fin de proporcionar  servicios  educativos  con  calidad y  equidad,  con el objetivo de mantener al sistema de educación estatal como uno de los mejores a nivel nacional.